• 19 de abril de 2024 1:19 pm

Fraude en el Glaseado del Pescado Congelado: Revela Oceana

En un impactante estudio realizado por Oceana, reconocida organización internacional enfocada en la conservación marina, ha sacado a la luz una práctica fraudulenta generalizada en la industria de pescados y mariscos congelados: el excesivo uso del glaseado, un método que consiste en añadir hielo a estos productos para aumentar su peso de forma artificial.

El informe «Gato X Liebre: el fraude del pescado congelado» detalla cómo, en muchos casos, el 60% del peso de estos productos está compuesto por agua congelada, superando con creces el límite mundial aceptable del 12%.

La mayoría de los filetes de pescado importados que se analizaron fueron basa y tilapia, que son los más vendidos en supermercados. En 43 % de los casos encontramos 21 % o más de glaseado.

En el caso de los filetes nacionales, el glaseado pocas veces superó el 10 %. Es decir, en los productos pesqueros mexicanos la mayor parte del precio que pagamos corresponde al pescado y no a la capa de hielo añadida.

Lo mismo sucedió con el camarón congelado. Más de 70 % del camarón importado superó el límite aceptable de 12 % de glaseado. Casi la mitad de las muestras presentó 31 % de glaseado o más. Esto, a diferencia del 80 % de los camarones congelados de origen nacional, donde el porcentaje de glaseado se encontró dentro del límite aceptable.

Esta práctica no solo engaña a los consumidores, haciéndoles pagar más por menos producto, sino que también pone en desventaja a los productores locales, cuyos pescados y mariscos contienen significativamente menos glaseado.

La investigación pone especial énfasis en el camarón importado, con más del 70% de las muestras analizadas excediendo el límite aceptable de glaseado.

En contraste, el camarón congelado de producción nacional se mantiene en su mayoría dentro de los estándares, resaltando la superior calidad y valor del producto local frente al importado.

Mariana Aziz, directora de Transparencia de Oceana en México, subraya la necesidad de una Norma de Trazabilidad que permita a los consumidores conocer el proceso que atraviesan los productos pesqueros desde su captura hasta su venta.

Esta medida busca promover la transparencia en el sector y proteger tanto a los consumidores como a los productores nacionales frente a prácticas comerciales desleales.

El llamado a la acción de Oceana no se detiene en la denuncia; la organización urge a los consumidores a preferir productos pesqueros mexicanos y a exigir a las autoridades la aprobación de la mencionada norma, detenida desde 2021.

A través de una petición en línea, Oceana moviliza a la ciudadanía para demandar un cambio que asegure la justicia y la equidad en el mercado pesquero.

Este estudio no solo revela un fraude en el sector del pescado congelado, sino que también refleja una lucha más amplia por la transparencia, la equidad y la protección del consumidor y los productores locales en el mercado globalizado.

La respuesta de los consumidores y de las autoridades a este llamado podría marcar un punto de inflexión en la manera en que se regulan y se consumen los productos del mar en México y, potencialmente, en el mundo.

Oceana invitó a las y los consumidores a optar por consumir productos mexicanos y exigir a la autoridad que avance la aprobación de esta norma que está detenida desde 2021, firmando la petición en línea

Para más información y para apoyar la petición, visite el sitio web de Oceana y únase a la campaña por una industria pesquera más justa y transparente.

https://ca.engagingnetworks.app/page/129293/action/

Oceana es una organización internacional dedicada a la protección de los océanos.