• 13 de abril de 2024 10:13 am

Instan OSC a la SCJN a Defender Ley del Etiquetado Frontal de Advertencia en Alimentos y Bebidas

PorREALIDADES

Oct 30, 2023

El pleno de la SCJN iniciará mañana discusión del primer amparo contra el Etiquetado Frontal de Alimentos y Bebidas, presentado por la empresa Santa Clara. La Alianza por la Salud Alimentaria ha instado a la SCJN a proteger la salud pública y rechazar este amparo, dado que el etiquetado ha demostrado su efectividad en la lucha contra la obesidad y la diabetes. Con más de 100 solicitudes de amparo de la industria, este debate se vuelve crucial en la lucha por la salud alimentaria en el país.

El 74% de la población aprueba el etiquetado de advertencia, señala el Instituto Nacional de Salud Pública (INSP).

Los amparos contra el etiquetado son parte de la estrategia de las corporaciones que pretenden bloquear todas las políticas de salud que le obligan al desarrollo de productos más saludables.

Ciudad de México, 30 de octubre de 2023. – A lo largo de esta semana, ( a partir de mañana, 31 de octubre al 3 de noviembre), el Pleno de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) votará el proyecto de sentencia sobre un amparo en contra del etiquetado frontal de advertencia en alimentos y bebidas, interpuesto por la empresa Santa Clara, subsidiaria de Coca-Cola. Este amparo es el primero de siete que llega a un proyecto de sentencia y podrá determinar, en gran medida, el destino de los demás amparos que vayan en el mismo sentido.

Al respecto, la Alianza por la Salud Alimentaria hizo un llamado a las y los magistrados del máximo tribunal de nación, para que su postura sea la de defender la salud de la población y no otorgue ese amparo a la industria; afirmando que, a tres años de la puesta en marcha del etiquetado, éste ha demostrado su efectividad para combatir la obesidad y la diabetes. Hasta el momento hay más de 100 peticiones de amparo de la industria en contra del etiquetado frontal. Adjunto la información y ofrecemos una entrevista con el coordinador Jurídico, Javier Zuñiga, a fin de dar mayores detalles de estos casos.

Este amparo ha desencadenado un llamado enérgico por parte de organizaciones de la sociedad civil y académicos a los ministros de la SCJN para defender esta política.

Desde su implementación, el etiquetado frontal de advertencia ha sido respaldado por el 74% de la población, con un apoyo particularmente alto por parte de padres y madres de familia, llegando al 85%.

Este sistema de etiquetado se ha destacado por su efectividad en promover elecciones alimentarias más saludables y ha contribuido a la reformulación de productos con exceso de azúcares, sodio, grasas saturadas, grasas trans y calorías.

El amparo de Santa Clara forma parte de una serie de acciones legales emprendidas por grandes corporaciones para socavar el etiquetado frontal, a pesar de su alta aprobación entre la población y su respaldo a nivel internacional. Este amparo es el primero de varios pendientes de resolverse en la SCJN, y su resultado puede tener un impacto significativo en el futuro de esta política en México.

La discusión y decisión de la Corte en este caso marcarán un precedente crucial para los demás casos pendientes.

En medio de esta controversia, la comunidad internacional y la sociedad civil se unen en su llamado a preservar una política que ha demostrado ser efectiva en la promoción de hábitos alimentarios más saludables y en la mejora de la calidad de los alimentos disponibles en el mercado.
Cabe destacar que el respaldo internacional, a través de los relatores especiales sobre el Derecho a la Alimentación y del Derecho a la Salud expresaron su preocupación por los embates de la industria para socavar el etiquetado frontal de advertencia.

Recientemente, la Doctora Tlaleng Mofokeng, Relatora Especial por el Derecho a la
Salud, en su último informe recomendó a los gobiernos que: “Adopten un etiquetado de
advertencia nutricional en la parte frontal de los envases de alimentos y bebidas que contengan
cantidades excesivas de nutrientes críticos, siguiendo los mejores conocimientos científicos
disponible libres de conflictos de intereses”.
El etiquetado no solo ha tenido el respaldo de la sociedad también ha impulsado el cambio en
nuestros entornos alimentarios. Uno de los resultados más positivos ha sido la reformulación de
productos con exceso de azúcares, sodio, grasas saturadas, grasas trans y calorías. Este
fenómeno fue observado a tan sólo pocos meses de su entrada en vigor, en octubre del 2020, según un autoreporte de las empresas (2020), el 56% de sus productos habían sido reformulados. Lo anterior, ha sido confirmado por resultados compartidos recientemente por el Instituto Nacional de Salud Pública (INSP); estos señalan una reducción significativa de todos los nutrimentos críticos en productos
ultraprocesados después de la implementación del etiquetado frontal.